Hacia dónde va la política de Alfredo del Mazo; ¿por qué ignora a miles de mexiquenses?

Se refuerza así la opinión de que ya existía un acuerdo entre el gobernante mexiquense y el presidente electo

-Por Miguel Ángel Casique Olivos

2018-10-30
Ciudad de México

Mientras don Alfredo del Mazo Maza, gobernador priista del Estado de México, elogia la decisión del resultado de la consulta sobre la construcción del Nuevo Aeropuerto y dice que beneficiará a la entidad, se refuerza así la opinión de que ya existía un acuerdo entre el gobernante mexiquense y el presidente electo, Andrés Manuel López obrador; en este contexto, se comenta, hoy en Toluca 20 mil mexiquenses marchan y denuncian insensibilidad de funcionarios estatales que no solucionan problemas graves.

Se comenta, además, que, tras múltiples reuniones de trabajo durante un año con funcionarios de alto nivel, entre ellos Alejandro Ozuna, secretario General de Gobierno y diversas dependencias estatales no han resuelto peticiones de miles de familias mexiquenses de diferentes municipios, por eso hoy se habría decidido que salieran a protestar al menos unas 20 mil personas que reclamarán a funcionarios su actitud omisa y discriminatoria.

Alfredo del Mazo cumplió en el mes de septiembre un año de su gobierno y durante este tiempo, titulares de dependencias no han tratado de solucionar peticiones elementales de mexiquenses organizados en el antorchismo local; por el contrario, dicen, han recibido engaños y discriminación pues en al menos una veintena de reuniones se han explicado las necesidades de miles de habitantes del estado, mismas que se podrían resolver con recursos que el gobierno mexiquense tiene en sus manos, recurso que fue gestionado por los diputados antorchistas.

Sin embargo, los interlocutores del gobierno de Alfredo del Mazo han hecho compromisos, pero nunca los cumplen, y cuando se retorna a las mesas de "negociaciones" para revisar los avances, los compromisos vuelen a relucir y sólo se quedan ahí, pero en ningún momento se cumple lo acordado. Ahora resulta que las dependencias del gobierno mexiquense, como no cumplió con la realización de servicios, obras y apoyos, algunos recursos federales se devolvieron a la Federación.

Muchos de esos recursos, incluso, eran para arreglar escuelas que fueron dañadas por el sismo del 19 de septiembre; otros para realizar obras de vivienda y pavimentaciones o apoyos a la población; los funcionarios mexiquenses, pues, no apoyan la educación y tampoco apoyan a familias que han sido afectadas por las fuertes tormentas en varios municipios de la zona oriente del Estado de México.

Pero no sólo no se arreglan aulas, sino que la administración educativa estatal maniobra para no concluir la construcción de los edificios de la Universidad Politécnica de Chimalhuacán. Asimismo, la Secretaría de Salud no hace nada para resolver los graves problemas que presenta el Hospital 90 Camas de Chimalhuacán, el cual desde hace años brinda un servicio muy malo, pero que actualmente va empeorando en detrimento de la salud de los pacientes.

Son varias decenas de peticiones que hoy en Toluca se volverán a plantear y se pedirá la intervención directa del gobernador mexiquense, Alfredo del Mazo Maza. Otro tema que también está en la agenda es la exigencia de justicia para don Manuel Serrano Vallejo, padre de la presidenta electa de Ixtapaluca, Maricela Serrano Hernández. La inoperancia de las autoridades judiciales estatales, a cinco años del secuestro y asesinato de don Manuel, es injustificada; se sabe que la Fiscalía General de Justicia del Estado de México no ha detenido al autor intelectual de ese delito, a pesar de que se ha señalado claramente, entre los autores intelectuales al "político" Armando Corona.

A don Alfredo del Mazo alguien le debe decir que la protesta de hoy es para que él intervenga y también debe escuchar que sus funcionarios no operan con las organizaciones sociales y con la ciudadanía; también debería tener cuidado no sea que sus mismos funcionarios le estén poniendo piedritas y tarde o temprano su alianza más que visible con el tabasqueño se venga abajo. Al menos hoy los manifestantes esperan que sean atendidos directamente por él y se vuelva a poner en la mesa de diálogo la atención verdadera de la problemática de cientos de miles de mexiquenses organizados en el antorchismo que dirige Jesús Tolentino Román Bojórquez, un líder natural indiscutible y que es reconocido en todo el Estado de México y en la zona metropolitana del país.

Se ha comentado que el PRI obtuvo un millón 829, 604 votos para que del Mazo fuera gobernador, pero Morena obtuvo un millón 871 mil 542; sin embargo, fue su alianza con el PVEM, Panal y el PES lo que le dio el triunfo al tricolor con dos millones 40 mil 709 sufragios; seguramente también eso explicaría la cercana relación, ahora, con el presidente electo López Obrador. Así que, lector de Esténtor, no te vayas a espantar si de pronto ya en el Estado de México comienzan a consultarte todo. Eso sería más que la muerte política para el PRI, para el mismo gobernador mexiquense.

El clímax no político...

Donde también las cosas están medio complicadas es en la Ciudad de México con aún jefe de gobierno José Ramón Amieva, pues ayer estudiantes y padres de familia exigieron al gobierno capitalino cumplimiento a compromisos.

Los alumnos de la secundaria “Wenceslao Victoria Soto” de Gustavo A. Madero, protestaron en las afueras de las oficinas del Gobierno de la Ciudad de México, para exigir que seis millones de pesos gestionados en el Congreso de la Unión, sean invertidos en la construcción de la segunda etapa de la institución educativa, una vez que el gobierno de la ciudad los mantiene secuestrados sin darle el uso para el que fueron etiquetados desde la Cámara.

Los jóvenes dijeron que ya pasaron casi seis años desde que el gobierno recibiera por normatividad este recurso millonario para que se invirtiera en esta obra educativa tan importante, pero no se hizo, y sólo se fueron dando largas para no aplicar el dinero en la secundaria “Wenceslao Victoria”, situación que a decir de los estudiantes ha afectado a su escuela porque se tienen muchas carencias en infraestructura.

Pero no sólo ese es el pendiente, al gobierno le recordaron que tiene un asunto pendiente con las 300 familias de La Ciénega de Tláhuac, a las que el gobierno de la ciudad les destruyó sus viviendas hace dos años y desde entonces han tenido que vivir debajo de una lona; así esperan que el próximo lunes, como se les informó ayer, sean recibidos por funcionarios del gobierno para solucionar ambas problemáticas. A don José Ramón Amieva no le debe quedar duda de que es mejor salir del gobierno con buena imagen que muchos capitalinos lo rechacen. Aún está a tiempo. Por el momento, querido lector, es todo.