Arnaut Daniel, inventor de la sextina real

…y una canción haré, alta como un destello, que no tenga palabra falsa ni rima vil. Arnaut Daniel

Tania Zapata Ortega

2019-01-21
Ciudad de México

…y una canción haré, alta como un destello,

que no tenga palabra falsa ni rima vil.

Arnaut Daniel

Trovador provenzal nacido en Ribérac (Dordoña), Francia hacia 1160 y muerto después de 1200, Arnaut Daniel es el máximo exponente del trobar ric, escuela que desarrolla la preceptiva y contribuye a la creación de una lengua literaria en que las palabras –sonido y sentido– nada tienen que ver con el uso cotidiano del idioma. Los temas de la poesía trovadoresca son los mismos, pero ahora la forma que revisten se encuentra en el centro de la creación personal.

Dos escuelas trovadorescas medievales se enfrentan entre sí; en su pugna se descubre a simple vista el público a quién van dirigidas sus creaciones: el trobar leu, con su versificación sencilla, ligera, llana, propugna por una fácil comprensión y renuncia a los recursos estilísticos complicados y al vocabulario rebuscado; el trobar clus, literalmente “versificar cerrado”, invita a desarrollar una poesía hermética, recargada de conceptos, enigmática, elitista; ésta no es exactamente lo mismo que el trobar ric, cuyos aristocráticos representantes, a decir de Martín de Riquer (*), se preocupan “substancialmente por la belleza de la forma, la sonoridad de la palabra, la sugestión del sonido, la selección del vocabulario, apartado no tan solo del lenguaje del vulgo, sino también del corriente; las rimas son de difícil hallazgo, la dicción retumbante y el modo de expresarse artificioso y afiligranado, todo ello en detrimento del contenido”. Y agrega que esto se explica porque se trata de una lírica que “ha superado la madurez y se encuentra en un círculo vicioso en el que es difícil decir algo nuevo”.

La preceptiva va sujetando el contenido, las ideas, al ajustado corsé de la métrica y la rima, hasta desembocar en la “sextina real”, cuya paternidad se atribuye a Arnaut Daniel y que consiste en seis estrofas de seis versos isométricos (el mismo número de sílabas en cada uno), un envío de tres versos y rima cara, cuyas consonancias, de difícil hallazgo, se ubican al principio y al final de cada estrofa.

I

El firme deseo que en el corazón me entra

no me lo pueden arrancar pico ni uña

de adulador, que por hablar mal pierde su alma;

y como no me atrevo a pegarle con rama ni vara,

aunque sea a escondidas, allí donde no tenga tío,

gozaré del gozo, en el jardín o en la habitación.

II

Cuando me acuerdo de la habitación

en la que sé, para mi mal, que nadie entra

y que todos me vigilan más que hermano o tío,

entonces, todos los miembros me tiemblan, hasta la uña

tal como el niño ante la vara:

tanto miedo tengo de no ser suyo de toda alma.

(…)

VII (Envío)

Arnaldo envía su canción de uña y de tío

con permiso de aquella que tiene de su vara el alma,

a su Deseado, cuyo mérito en la habitación entra. (**)

 

En su blog, Fernando Sabido Sánchez (***) sostiene como probable fecha del nacimiento del provenzal Arnaut Daniel los años 1150 o 1160, y lo considera creador de la sextina (o sexta rima) y “el más insigne representante del estilo llamado trobar ric, con un especial interés por la novedad y la singularización de la métrica, las rimas, los conceptos y el uso de palabras no empleadas anteriormente por otros trovadores. En uno de sus poemas manifiesta que el arte de componer versos es equivalente al arte del joyero, que lima y pule su obra hasta aproximarla a la perfección”.

Verdaderas filigranas poéticas, las 18 composiciones que le sobreviven, escritas entre 1169 y 1195, y casi todas de temática amorosa, son la fuente en que abrevaron poetas de talla universal como Petrarca y Dante; este último le hace un reconocimiento en la Comedia y, por boca de Guido Guinicelli, a quien ubica en el Purgatorio, sostiene que Arnaut Daniel es el miglior fabbro del parlar materno,–el mejor artesano de la lengua materna– y que es superior a todos los poetas que escribieron en verso o en prosa.

 

*Martín de Riquer, Historia de la Literatura Universal.

** Traducción de Carlos Alvar.

*** Fernando Sabido Sánchez. Poetas del siglo XXI-Antología mundial.